“Caperucita Roja y el Lobo” de Roald Dahl (Revolting Rhymes, Viking Books for Young Readers) - Grados Oficiales Universitarios - CESUGA

“Caperucita Roja y el Lobo” de Roald Dahl (Revolting Rhymes, Viking Books for Young Readers)

Traducción y reflexión de Esther Ramos Molano, estudiante de 2º de Traducción y Comunicación Intercultural.

Tan pronto como Lobito comenzó a sentir que le gustaría un festín engullir, A la puerta de la abuela llamó. Cuando la abuela abrió, vio Los afilados dientes blancos y una sonrisa horrorosa “¿Puedo entrar?”, preguntó Lobito de manera afectuosa La pobre abuela estaba aterrorizada, «¡Me va a comer!», gritó asustada y tenía toda la razón. Se la comió sin más dilación. Pero la abuela era pequeña y dura, y Lobito se lamentó: “¡No tiene suficiente dulzura!” “¡Todavía no he empezado a sentir que puedo mi hambre extinguir!” Corrió por la cocina gritando, “¡Tengo que seguir zampando!” Luego añadió con una espantosa mirada: “Por lo tanto, esperaré aquí a mi Caperucita adorada hasta que vuelva a su humilde morada.” Se puso la ropa de la abuela rápidamente (lo que demostró que era inteligente). Se vistió con el abrigo y el sombrero. Y se puso los zapatos, ¡qué embustero! Incluso se cepilló y rizó el pelo, y en la silla de la abuela sentó su trasero, entró la niña de rojo. Ella se detuvo. Se anduvo con ojo. Y luego dijo: «Qué orejas tan grandes tienes, abuela» “Son para oírte mejor” respondió el lobo. «Qué ojos tan grandes tienes, abuela» dijo Caperucita Roja. «Son para verte mejor», respondió el lobo. Se sentó allí, observándola y sonriendo. “Tú sí vas a saber estupendo!” Comparada con aquella vejezuela, era una gran jovenzuela. Entonces Caperucita Roja dijo: «Pero abuela, qué hermoso y gran abrigo de piel tan original.»

“¡Eso está mal!”, gritó Lobito. “No has mencionado mis GRANDES DIENTES tan evidentes.” “Ah, bueno, no importa lo que digas”. “De ti no quedarán migas”. La pequeña sonrió. Y una pistola de sus bragas sacó apuntó a la cabeza del animal, y bang bang bang, supuso su final. Varias semanas pasaron y a Caperucita Roja por fin encontraron ¡Qué cambiada! No llevaba ninguna capa roja, será que no se le antoja. Y de repente pude notar su abrigo de piel de lobo al pasar.

Reflexión sobre el proceso de traducción

Esta traducción forma parte de un ejercicio de clase para la asignatura de primero Traducción B-A 1. Teníamos que traducir un poema de Roald Dahl que trataba sobre el cuento de Caperucita Roja, “Little Red Riding Hood and the Wolf” de Revolting Rhymes (Cuentos en verso para niños perversos) pero con un final bastante más diferente al tradicional. Como el poema era para niños, Roald Dahl se aseguró de contar la historia con innumerables rimas y de la manera más divertida posible. Sin embargo, el español no tiene la plasticidad que tiene el inglés por lo que, a la hora de traducir, era necesario echar mano de la creatividad.

El primer paso, quizás el más importante, era entender el texto y fijarse sobre todo en los casos en los que Roald Dahl había utilizado su ingenio y la plasticidad del inglés a su favor. Como bien dice Amparo Hurtado (2001)1, se trata de interpretar primero para comunicar después. Además, para mantener las rimas y la sonoridad el mayor tiempo posible, separé el poema original en sílabas y me serví de varios glosarios y diccionarios online de sinónimos para que la traducción siguiera esa línea tan característica del autor.

En algunos casos se podía hacer una traducción casi literal como en Miss Little Red Riding Hood por Caperucita Roja o en grandma por abuela. En otros casos, había que echar mano de la transposición, la modulación, la equivalencia o la adaptación. Por ejemplo, consideré que era necesario cambiar el nombre del lobo, porque al ser un juego de palabras con la palabra Wolf (lobo) o Wolfie (lobito) en inglés, si se dejase igual, los niños españoles no se sentirían tan conectados con la historia. En cambio, todo el resto del poema era inviable traducirlo de manera literal porque, aunque se mantendría el significado de las palabras, perdería las rimas, la sonoridad y por lo tanto la esencia de Roald Dahl. De ahí que tuviese que recurrir a métodos como el libre o el interpretativo-comunicativo. Una buena traducción es aquella en la que no se nota la presencia del traductor, sino que realmente puedes ver al autor del texto original. Por lo tanto, no es un trabajo fácil y se necesita mucho más que un buen dominio del idioma desde el punto de vista gramatical.

Nuestro trabajo, como traductores, consiste en respetar siempre la creatividad del autor. Esto me lleva a reflexionar sobre el debate que ha generado la noticia de la reescritura de las obras de Dahl y adaptarlas a los cánones de hoy en día. Considero, por tanto, que esta adaptación o reescritura no solo destruye el trabajo de toda su vida, sino que nos hace crecer en una sociedad burbuja en la que, al final, no podremos tener un juicio real sobre lo que está bien o no.

Tomando como ejemplo este caso, la versión de Caperucita de Dahl es una versión empoderada del personaje principal frente al cuento tradicional. Siguiendo esta iniciativa, ¿se tendría que reescribir también? ¿Cómo se adaptaría y qué se cambiaría? ¿Que los niños aprendan que no está bien ser empoderada? ¿Qué ocurrirá con las demás versiones de Dahl de los cuentos tradicionales de Revolting Rhymes, por ejemplo? ¿Cómo de aceptables son esos giros de tuerca en los cuentos en verso para ese público de niños perversos? ¿Dónde se encuentra el límite de la censura? Y, finalmente, en un futuro, ¿será nuestra sociedad como en la novela 1984 de George Orwell? Quizás, antes que reescribir su obra, deberíamos pensar que son un reflejo de la época en la que se publicaron y que muestran, sin malicia, la forma de pensar de entonces y nos enseñan que los tiempos cambian y las formas de pensar, también.

 

1 Albir, A. H. (2001). Traducción y traductología. Cátedra.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Jornada de Puertas Abiertas

small_c_popup@3x

Grado en Traducción y Comunicación Intercultural

Descarga el Plan de Estudios

small_c_popup@3x

Grado en Administración y Dirección de Empresas

Consulta nuestro plan de estudios

small_c_popup@3x

Grado en Administración y Dirección de Empresas

Consulta el precio del Grado

small_c_popup@3x

Grado en Arquitectura

Descarga el Plan de Estudios de Arquitectura

small_c_popup@3x

Grado en Arquitectura

Consulta el precio del Grado de Arquitectura

small_c_popup@3x

Grado en Publicidad y Relaciones Públicas

Consulta el Plan de Estudios

small_c_popup@3x

Grado en Publicidad y Relaciones Públicas

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.

small_c_popup@3x

Grado en Traducción y Comunicación Intercultural

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo

small_c_popup@3x.png

Solicita información

small_c_popup@3x.png

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo

small_c_popup@3x.png

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo

small_c_popup@3x.png

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo

small_c_popup@3x.png

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo

small_c_popup@3x.png

Descarga nuestro catálogo

small_c_popup@3x.png

Descarga nuestro catálogo

Descargar solicitud de Becas

Disfruta de nuestras Becas universitarias